La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ha pedido este sábado a los ciudadanos que no salgan de casa ante la intensa nevada que ha provocado la borrasca ‘Filomena’. Los esfuerzos se han destinado prioritariamente a despejar los accesos de los hospitales y al rescate de las cientos de personas que aún están atrapadas en la carretera. 
Según la presidenta, a partir de las 12 horas, se ha bajado la alerta a naranja y la previsión es «un poco más optimista». Ayuso ha incidido en que por lo menos, «hasta el momento», no ha habido «ninguna víctima de riesgo vital» y eso es lo positivo con lo que se queda.
Lo que les preocupa en las próximas horas es «las heladas» y que los ciudadanos salgan a la calle lo menos posible, «que no lo hagan», porque se están viendo la rotura de muchísimos árboles y el caminar por la calle es un peligro teniendo en cuenta que no se ve ni el propio mobiliario urbano».
«Mientras tanto recuperando la normalidad en los accesos los centros hospitalarios, que es para nosotros la prioridad, y ayudar al resto de ciudadanos que aún quedan en algunos de sus vehículos», ha trasladado, para a continuación incidir en que se han rescatado a más de mil personas que estaban en sus coches y quedan aún otros 300. Ayuso ha recordado que han decidido cerrar los colegios, universidades y centros de formación el lunes y el martes La presidenta ha desgranado, además, que se ha habilitado en el Sector IV de la Cañada Real una antigua fábrica de muebles y un polideportivo en Vallecas para personas que lo necesitan. También se ha puesto en disposición de personas sin techo en distintos municipios de la Comunidad instalaciones, tanto en Boadilla como en Pinto o Valdemoro.
Por otra parte, Ayuso ha recordado que han decidido cerrar los colegios, universidades y centros de formación el lunes y el martes «hasta ver cómo evoluciona la ola». Además, los funcionarios regionales de la Comunidad teletrabajarán excepto los que su presencia es necesaria.
La presidenta madrileña ha indicado que todas las administraciones «están hablando en tiempo real» y que tanto los ministros de Interior, Fernando Grande-Marlaska, como el de Transportes, José Luis Ábalos, han estado «en permanente coordinación» con el Centro de Emergencias de la Comunidad de Madrid.
En este sentido, el alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, ha pedido a los ministerios de Defensa e Interior «todos los recursos de los que puedan disponer» para liberar las calles de la capital de este «tsunami de nieve».
«He hablado con Margarita Robles (ministra de Defensa) y Fernando Grande-Marlaska (ministro del Interior), y he pedido que se destinen los medios necesarios para que Madrid no quede en esa situación en los próximos días. Reclamo y solicito tanto a la ministra de Defensa como al de Interior, todos los recursos de los que puedan disponer», ha manifestado el regidor desde el Centro de Control de Seguridad y Emergencias. «Si finalmente toda esta nieve queda helada, la situación logística de movilidad quedará muy afectada» en Madrid la próxima semana, por lo que ha instado a «poner todos los medios en la calle para poder liberar las calles».
De nuevo ha pedido a los madrileños «que se queden en casa», ya que la situación en la capital «no es un juego». «Se corre peligro por estar en las vías públicas, hay muchos árboles que se están tronchando», ha llamando a la prudencia.
Al mismo tiempo, ha pedido a los madrileños que salgan a la calle que no caminen por las calzadas «porque se obstaculiza el trasiego» de vehículos de los servicios de seguridad y emergencias, de los que han pedido se haga «un uso racional».

Caos en la movilidad de Madrid por la nieve: el aeropuerto de Barajas y Renfe suspenden su actividad y el Metro es el único transporte público operativo

comentariosforum4WhatsAppFacebookTwitterLinkedin




Source link