Nueva York
19/11/2020 – 19:06

El número de compañías estadounidenses que no ganan lo suficiente como para cubrir los gastos derivados de los intereses de su deuda, una característica que les cuelga el sambenito de zombis, continúa en aumento al hilo de la pandemia.
Según datos de Bloomberg casi 200 empresas se suman a la lista entre las 3.000 cotizadas más importantes del país desde el azote del Covid-19. De hecho, el número de entidades moribundas ahora representan casi el 20% del total.
Estas han agregado en los últimos meses más de un billón de dólares al apalancamiento de sus balances, elevando las obligaciones totales hasta los 1,36 billones de dólares. Esta cifra más que duplica los aproximadamente 500.000 millones de dólares que las empresas zombis debían en el punto álgido de la crisis financiera.
El análisis de Bloomberg revisó los ingresos operativos de los últimos 12 meses de los componentes del Russell 3000 en relación con sus gastos por intereses durante el mismo período.
Los resultados pintan un panorama sombrío. Más de una sexta parte del índice, o 527 empresas, no han ganado lo suficiente para cubrir sus pagos de intereses. Eso se compara con el total de 335 empresas registradas a finales del año pasado. De esta forma, las obligaciones de 1,36 billones de dólares más que cuadruplican los 378.000 millones de dólares adeudadas antes de la pandemia.
Entre las compañías más golpeadas se encuentran Boeing, que ha aumentado sus obligaciones totales en más de 32.000 millones de dólares este año, mientras que la carga de la deuda de Carnival ha aumentado en 14.800 millones de dólares. Delta ha sumado 24.200 millones, Exxon alrededor de 16.200 millones y Macy’s otros 1.200 millones de dólares.
No obstante, en una nota a sus clientes, los analistas de BofA Global Research considera que se debe distinguir entre compañías zombi y aquellas que «andan heridas». «La mayor parte de estas compañías están heridas por la crisis y solo necesitarán ayuda para sobrevivir hasta que recuperemos una nueva normalidad», aclaran.
En este sentido indican que el número de nuevas compañías zombi, que no podrán subsistir una vez regresemos a tiempos normales y que deberían cerrarse o reducir su tamaño, es relativamente más baja a lo indicado por Bloomberg.

El ‘tsunami’ de gasto y crédito dispara la deuda mundial hasta el 365% del PIB, máximos históricos


Source link